Collado Frío
 

Nos situamos en la comarca del Maestrazgo, en el extremo oriental de la provincia de Teruel, de donde parte la bella ascensión al Collado Frío, o los Degollaos, una subida de cierto nivel, no numérico, pero sí en cuanto a paisaje. He optado por situar el inicio de la subida en el puente sobre el río Guadalope, a pocos metros del cruce a Montoro de Mezquita, en plena carretera A-1702, si bien la carretera en sí es un cúmulo de pequeñas grandes subidas y grandes toboganes. Una zona extremadamente difícil, dura para el cicloturista, aunque también agradable para el pedaleo, por el escaso tráfico, también. Debo señalar que éste es terreno de la Marcha Cicloturista los Degollaos, que se disputó hasta hace unos pocos años.
Como ya he indicado, iniciamos la subida en el puente sobre el río Guadalope y arranca la subida con fuerza (relativa), con pendientes regulares entre el 4 y el 7% durante los 5 kilómetros iniciales, quizá los de más categoría de toda la ascensión. La subida perderá, en mi opinión, algo de nivel tras los cinco kilómetros iniciales, más arbolados, con rocosos, con más cortados, más espectaculares. A partir de ahí la subida transcurre por una especie de amplias majadas, con algunos toboganes y pierde regularidad, continuidad, además de tener un asfalto en peor estado (agosto de 2015). La cima de este collado Frío se sitúa a la altura del desvío a Cueva de Cañart, a 1261 metros de altitud, concluyendo la ascensión tras 9,2 kilómetros a una respetable media del 4,5% (y eso que los últimos kilómetros son prácticamente llanos).
En conclusión, una bella y recomendable ascensión de esta increible y no tan conocida, desde el punto de vista cicloturista, provincia de Teruel, y que se une a esa joya llamada alto de San Cristobal.

Este es el perfil de la ascensión:



Y ahora unas imágenes:




Mapa de la subida en Google Maps: