Puede ser que el cicloturismo naciera en este lugar, en estos parajes, porque pedalear aquí debe ser lo más parecido a hacerlo sobre las nubes... Un puerto, el de Panderrueda, que tiene uno de los tramos más bellos que podemos encontrarnos en toda la geografía española y que ya puse en este mismo blog cuando presenté Pandetrave. Y es que Panderrueda y Pandetrave comparten la primera parte, de Caín a Posada de Valdeón, cerca de 9 kilómetros plagados de dureza y belleza, una zona realmente irregular con rampas de hasta un 21% y descensos abruptos que alcanzan el 19%. Este primer tramo culmina en la localidad de Posada de Valdeón en donde, en esta ocasión, nos encaminaremos hacia el puerto de Panderrueda, un paso de montaña menos difícil que su "hermano" Pandetrave, pero más majestuoso desde el punto de vista paisajístico. La segunda parte del puerto transcurre por una ancha carretera y un frondoso bosque que se despeja en ocasiones para que podamos disfrutar de este regalo de la naturaleza, pero empieza suave en cuanto a dureza, ya que el primer kilómetro (tras Posada de Valdeón) es prácticamente llano, lo que unido a que la última parte del tramo Caín-Posada es en ligero descenso (o llana también), nos servirá para coger fuerzas para lo que se nos viene encima... Lo que viene después son 9 kilómetros no muy uniformes, pero que guardan algún tramo de dureza, sobre todo al acercarnos a la cima. El puerto de Panderrueda culmina a una altitud de 1450 metros y tras casi 19 kilómetros a una pendiente media del 5,13%.

Este es el perfil altimétrico de la ascensión.

Unas imágenes de la subida:


El espectacular tramo de Caín a Posada de Valdeón...

Las rampas que nos encontramos son absolutamente increibles (por encima del 15%).

Es difícil no enamorarse de un lugar como éste.


El tramo del mirador, el más duro del puerto, con un kilómetro cuya media sobrepasa el 10%. Hay que apretar los dientes para superar las rampas que nos encontramos en esa zona del Mirador.

Tras la espectacular bajada (con pendientes al 19%) llegamos a Cordiñanes, en donde la carretera se inclina más y más...

Esto es lo que nos encontramos a la salida de pueblo.  Realmente duro.

Nos aproximamos a Posada de Valdeón.

Posada de Valdeón, punto de inflexión de la subida.

La carretera mejora notablemente.

Ahora la ascensión ya no es tan irregular como antes.

Imagen de la fase intermedia del puerto.

Los dos últimos kilómetros vuelven a ser realmente duros (con pendientes entre el 8 y el 10%).

Últimos metros de la ascensión.

Y esta es la cima del puerto, a 1450 metros de altitud.

Pincha en el enlace para ver la subida en Google Maps:
Ver mapa más grande